Papusza, La madre de todos los poetas malditos

En la primera imagen impactante de Papusza, una amplia toma de un campo gitano en 1910, la fotografía en blanco y negro de Krzysztof Ptak y Wojciech Staron pone el listón de la estética muy alto, hasta un punto que rara vez se ha logrado en el cine en blanco y negro (con reminiscencias de la Ida de Pawel Pawlikowski o de The Turin Horse de Béla Tarr). Este último trabajo de Joanna and Krzysztof Krauze rememora un arte pictórico usado con frecuencia, una especie de enlace con My Nikifor  (la historia de un pintor desconocido sin merecerlo), que hizo a los directores ganar el Crystal Globe a la mejor película de Karlovy Vary en 2005.

Papusza, que estará disponible a partir del 2 de mayo en VoD como parte de la colección Docs from around the world, cuenta la historia de una persona, Bronislawa Wajs (conocida como Papusza), la primera poeta gitana en haber logrado el reconocimiento gracias a sus obras publicadas en Polonia. La comunidad gitana repudió a Papusza acusándola de haber traicionado los secretos de su gente y vivió sumida en la pobreza y la abnegación, llena de culpa hasta su muerte.

En la película se habla en el histórico dialecto Rom y pasa constantemente por diferentes épocas, sobre todo en el famoso año 1949, cuando Papusza (Jowita Budnik) conoce a Jerzy Ficowski (Antoni Pawlicki), un “payo” (una persona no gitana) apreciado por la comunidad gitana con la que vivió durante dos años. Papusza comienza a darle sus trabajos a Ficowski poco a poco y el autor decide publicarlos. A través de los mismos, toda la tradición gitana quedó como una herencia en los trabajos que también contienen testimonios de la vida de una mujer que nunca se consideró una poeta, sino, más bien, una gitana maldita, cuyo único error fue aprender a leer. 

A través de la historia de la trágica vida de una niña, vendida y obligada a casarse con su tío músico, que escapaba del destino que Hitler les daba a los gitanos, es una historia de todos los gitanos que se cuenta a través de sus momentos más significativos, como cuando el gobierno polaco los obligó a abandonar las caravanas para mudarse a casas. “Siempre y cuando existan ruedas, el gitano viajará”, dice el patriarca que comparte la misma oración que su esposa. A pesar de que la historia no le dio una vida digna, con el tiempo se le dio la razón, aunque le haya enloquecido y aislado hasta su muerte en 1987.

Encuentra más información sobre Papusza, que fue elegida y premiada en el Festival Internacional de Cine de Karlovy Vary en 2013.

sábado, 30 de abril de 2016, de Cineuropa

facebook

twitter

youtube